22 mayo, 2022

El Rojo sigue sin alzar cabeza

El Rojo sigue sin alzar cabeza

Zamora FC, sin el apoyo de La Burra Brava en esta oportunidad, por motivos de seguridad y condiciones de campeonato, pudo obtener un punto de su visita al Caracas FC. El 0-0 dejó a los llaneros en el primer puesto del Torneo Clausura 2016.

Los locales tuvieron la primera ocasión. Edder Farías puso a trabajar al cancerbero Carlos Salazar, pero no tuvo más chances de anotar en todo el cotejo, debido al mal juego de los locales.

La media cancha se convirtió en un laberinto sin salida. Ningún equipo llegaba al arco rival. Con el aburrimiento de la gente y el fastidio de no poder marcar, ambos equipos se fueron al descanso.

Para el segundo tiempo, Pedro Ramírez le puso una pelota de gol a Sebastián Contreras, pero el ariete no supo superar a Alain Baroja: remató al cuerpo del portero avileño. La gente de a poco iba perdiendo la paciencia.

Tanto Franco como Stifano usaron el banquillo pero el libreto no se alteró: roce en media cancha e imprecisiones en el traslado de pelota. A 12 minutos para el final, Zamora se quedó con diez jugadores. Salió expulsado Eric Ramírez por roja directa.

Caracas, con uno más, buscó el gol, pero seguía siendo fiel a sus ineficaces centros al área. Por su parte, los blanquinegros pudieron haber dado la estocada final a las aspiraciones de los caraqueños cuando, en el minuto 84, tuvieron hasta tres oportunidades de gol. Las fallaron todas.

Los barineses siguen viendo a sus rivales por el retrovisor en el Clausura y la barra del Caracas ardió en ira contra el DT Antonio Franco. Caracas FC es una bomba de tiempo. No levanta cabeza, deambula en media tabla y el tiempo pasa.