30 mayo, 2024

La tercera mejor temporada de esquí de la historia en el Pirineo de Lleida

No cabe duda que la temporada de esquí histórica que ha cerrado Baqueira Beret ha empujado notablemente a los registros definitivos de forfaits vendidos en el conjunto de estaciones del Pirineo de Lleida. Pero la buena oferta del resto de complejos invernales en un invierno complicado, también ha permitido consolidar estos resultados.

De hecho el 75% de los forfaits vendidos en el Pirineo de Lleida se quedan en Baqueira Beret, donde cerraron campaña con más de 1 millón de días de esquí facturados.

Boi Taüll se ha quedado en 152.000 forfaits, unos 20.000 menos que el año pasado, que fue de récord.

En las estaciones del Pallars, Port Ainé ha vendido 121.000 días de esquí, prácticamente el mismo número que el invierno anterior, mientras que en Espot la cifra se queda en 65.445, también al mismo nivel que la campaña anterior. En Tavascán por su parte sí se han desplomado los números, tras vender 2.700 jornadas frente a las casi 7.000 del año pasado.

Finalmente en Port del Comte, ya fuera del Pirineo y la estación de esquí más al sur de Catalunya, se han quedado en los 20.000 aproximadamente, lejos de los 52.000 del invierno pasado y de los 70.000 en una buena temporada.

Las estaciones han mantenido abiertas durante 135 días, a pesar de las dificultades derivadas de la carencia de nieve. Los espesores de más de dos metros en marzo permitieron una recta final positiva, especialmente en Boí Taüll.

Además, Val d’Aran ha recibido 726.958 turistas durante la temporada, un aumento de 6.000 visitantes respecto al año anterior, con más de 269.445 excursionistas.

 

Con todo, el Pirineo de Lleida se ha quedado a tan solo 60.000 forfaits de esquí de su registro histórico marcado en la temporada 2021-2022, cuando se vendieron 1.492.841 forfaits.

Por su parte, las pistas de esquí nórdico son las que más han sufrido la falta de nieve, provocando un descenso de esquiadores respecto a la campaña anterior. En total, 15.000 personas practicaron esta disciplina, de los que 10.900 eran escolares, convirtiéndose de esta manera en la piedra angular de este negocio.

De cara a próximas temporadas y teniendo en cuenta el contexto de cambio climático, destaca que las estaciones de esquí deben seguir invirtiendo en la fabricación de nieve artificial, que ha sido clave para alargar la temporada, pero también en otras iniciativas que permitan disfrutar del turismo de alta montaña fuera de la temporada de invierno. Algunos ejemplos son rutas BTT o la tirolina de más de 1 kilómetro impulsada en Boí Taüll.

Tavascán
Tavascán sufrió el rigor de un invierno complicado con un desplome en su cifra de forfaits vendidos

Ver fuente