30 mayo, 2024

Así fue la retirada de Muguruza del tenis

Garbiñe Muguruza ha puesto oficialmente fin a su carrera como jugadora profesional. A los 30 años y tras ser la número uno del mundo, la hispanovenezolana dice adiós a la competición de máximo nivel.

Se abre una nueva etapa en la vida de Garbiñe Muguruza. Con la ansiedad y los nervios típicos previos a hacer un anuncio de esta magnitud, pero con una sonrisa de oreja a oreja y la satisfacción y el orgullo de marcharse tal como ella ha querido, dejando atrás una carrera imperial: así se presentaba Garbiñe a una rueda de prensa muy emotiva. Una comparecencia que confirma una especie de secreto a voces del que no se hablaba demasiado: que era muy improbable que volviese a las canchas, que se encontraba muy feliz alejada del tenis y que, como tal, a sus 30 años, ha decidido poner punto y final a su periplo en las pistas.

En una ceremonia con razón de los Laureus Muguruza habló de todas las aristas que se ponen en juego al tomar una decisión así, si bien se mostraba plenamente satisfecha con el resultado final. Se nos va una tenista histórica, emblema del tenis español y capaz de recabar un palmarés absolutamente impresionante. Dos Grand Slams, número uno del mundo, unas WTA Finals, tres WTA 1000, infinidad de triunfos ante las mejores raquetas del mundo… una carrera de perlas que ve su final en la tarde de hoy. Éstas fueron las palabras de Garbiñe, al completo, en una emocionante rueda de prensa.

– El gran anuncio de Garbiñe al mundo

«Quería comentar con vosotros que ha llegado el momento de despedirme. Ha sido una carrera larga, preciosa, llena de momentos y anécdotas, podría contar mil. Siento que ha llegado el momento de retirarme, de abrir un nuevo capítulo de mi vida, una nueva era. La palabra ‘retirarme’ suena fuerte: tengo 30 años todavía, me siento muy joven como para utilizar una palabra semejante (risas), pero quería ser breve y decirlo. Estaba nerviosa, ahora me siento bien (risas)».

– Muchos años de carrera y mirar atrás con cariño

«Son 25 años desde que empecé jugar al tenis. Si me hubiesen dicho que conseguiría tanto… lo hubiese firmado: tantos triunfos, ser número uno, Grand Slams… es algo increíble. De lo que más orgullosa me siento es de haberlo conseguido. De haber resistido. Cuando te pones un objetivo, resistir a los momentos de dificultad y duda es lo que más orgullo me da. Haber resistido los malos momentos y también los buenos, porque te pueden dejar un poco descolocada».

– ¿Cuándo toma la decisión?

«La he ido tomando poco a poco. Estos meses han sido claves: cuando dejé de competir y volví a casa, descansé, quería ver cómo me encontraba. Recibí ese descanso con los brazos abiertos, y cada día que pasaba me sentía mejor. No echaba en falta la disciplina y la dificultad de la vida que llevaba antes. Ha sido progresivo: poco a poco me he ido dando cuenta de que lo que más me apetece es mirar a mi siguiente capítulo y no tanto al tenis».

– Cómo definiría su historia en el mundo del tenis

«Pues es buenísima. Todos soñamos con ganar Grand Slams, llegar a la cima del ranking, ser maestra… he conseguido muchos sueños que tenía de niña. A veces eso de hacer historia… es algo… no sé si hacer historia es ganar 25 Grand Slams, yo eso sabía que no iba a pasar (risas). Yo he hecho mi historia, que creo que es fantástica».

– ¿Qué hacer ahora?

«Mil cosas. Es una frase que no me gusta usar, pero el tenis profesional te priva de muchas cosas. Quiero «recuperar un poco ese tiempo perdido», hacer cosas comunes como estar con mi familia o con mis amigos. Tengo planes de formar una familia, casarme, tener un perro… quiero seguir involucrada en el mundo del tenis, he estado comentando, involucrada con mis sponsors… no soy una persona que me quedo sentada y no hago nada, me gusta, así que irán surgiendo cositas».

Ver fuente