3 febrero, 2023

Guaros de Lara regresa a Madrid tras fiasco arbitral en Murcia

Guaros de Lara regresa este miércoles a Madrid para seguir con su preparación previa al partido de FIBA Copa Intercontinental del próximo domingo, aunque lo hace, lamentablemente, con el amargo sabor de boca de no haber podido terminar su duelo amistoso de este martes ante el UCAM Murcia, choque del cual se retiró debido a graves desatinos arbitrales.

Y es que resulta que, cuando faltaban unos 4:44 minutos para culminar el tercer cuarto, un choque entre Mario Little y el murciano Marko Lucovic desató la polémica. Eso, porque el encontronazo fue sancionado como falta antideportiva del jugador del cuadro español, y porque la decisión provocó un fuerte cruce de palabras en el que ambos banquillos ingresaron a la cancha para evitar males mayores.

Los árbitros, a quienes se les salió de las manos la situación, optaron por aplicar de forma estricta el reglamento y, despiadadamente, expulsar a todos los jugadores de la banca venezolana y a algunos de la local. Guaros, que se quedó con sólo cinco jugadores disponibles (los que estaban en cancha), decidió retirarse a camerinos y no arriesgar el físico de tan importantes piezas (tres de ellas titulares).

El conjunto presidido por Jorge Hernández Fernández lamentó profundamente el tener que tomar esa decisión, pero no había de otra pues los árbitros ya venían siendo muy permisivos (lo fueron antes en otro choque en el que se lesionó José Vargas) y rigurosos (expulsaron al coach Guillermo Vecchio por protestar, precisamente, tal permisividad de los jueces).

José David Hernández, gerente deportivo del cuadro crepuscular, se pronunció sobre lo ocurrido. “Es lamentable. Los árbitros no supieron manejar la situación. Era un juego amistoso, pero los jugadores salen por el triunfo y estas circunstancias lo que hicieron fue poner en riesgo su físico y el gran objetivo que buscamos al final de este viaje”, dijo, al tiempo que se disculpó con la ciudad anfitriona: “Pedimos excusas con el corazón a Murcia, que nos atendió extraordinariamente, pero lo que hicieron los colegiados era algo que nos afectó mucho”.

Ahora Guaros, lo dicho, ha regresado a Madrid para preparar el amistoso de este jueves ante el Movistar Estudiantes en el Gimnasio José Magariños de la capital española (pautado para arrancar a las 9 de la noche, hora local) y luego, el viernes 22, viajar a Tenerife para terminar de ajustar las piezas de cara al partido de FIBA Copa Intercontinental del domingo ante el Iberostar Tenerife.